Entradas

Mostrando entradas de enero, 2013

Estamos en buenas manos...

Imagen
Que me estoy volviendo gilipollas es algo que en realidad le está ocurriendo a la mayoría de los españoles al oír y enterarnos de ciertas cosas que hacen nuestros políticos y que lógicamente dada su preparación, es difícil de entender para los ciudadanos de a pie como nosotros.
Hoy se acaba de publicar la última encuesta de población activa y estamos al borde de los 6 millones de personas sin oficio ni beneficio.
La respuesta de un secretario de estado actual, muy elegante, con su cuello de camisa almidonado, su corbata azul y su peinado con gomina, en la que nos comunica con una seriedad que no da pie a la duda, que gracias a la Reforma Laboral solo somos seis porque si no se hubiera aprobado o siguieran en el cargo los socialistas, ya seriamos casi todos, bueno, todos menos ellos, los que estaríamos sin el  oficio ni el beneficio, como dije antes.
Sé, porque tengo un contador de visitas cojonudo, que hay bastante gente que entra desde otros países a echar un vistazo a este humilde blog…

Cosas de la edad....

Estaba sentado en casa, pensando en no sé qué, y de repente se me vino a la mente el cómo conseguir jugar al fútbol en un equipo de categoría. Ese no era otro que el CD Badajoz. Había acabado los infantiles jugando en el Racing, un equipo malillo, pero que llevaba con ilusión un señor que se llamaba Alejandro.
Ni qué decir tiene que mi padre no iba a mover un dedo, ni llevarme de la mano para conseguirlo, si lo quería lo tenía que hacer yo solo.
Tenía suerte, el entrenador de los juveniles del Badajoz, vivía justo enfrente de mi casa, solo nos separaba un patio de tierra en el que nos echábamos los mejores partidos del siglo.
Sólo había un problema, este señor, Julio se llamaba, llegaba muy tarde de entrenar a su equipo. Vamos, que antes de las doce de la noche no aparecía con su Renault 10 verde, (todavía me acuerdo de la matricula).
Era el mes de Agosto, con mucho calor y nosotros estábamos en la calle hasta después de las once seguro, solo había que aguantar un rato más.
Así, que una v…

La paja en tu ojo.... la viga en el mío.

Imagen
A mí si hay algo que me guste especialmente, son los refranes y las citas celebres. Me gustan, que le voy a hacer.
Pues bueno, y hablando en serio sobre esto, yo creo que después de mucho caminar por este mundo traidor en el que nada es verdad ni nada es mentira…….. He encontrado la frase más cierta de todas.
Más de una vez lo habréis escuchado, bueno, seguro, eso de ver la paja en el ojo ajeno y no ver la viga en el tuyo, aunque no esté seguro de que sea un refrán o una cita celebre, al oírla tantas veces yo ya la he convertido en algo de esto. En fin, da igual, es la frase con más verdad de todas las que conozco.
Y es que, todos nosotros vemos el defecto en los demás cuando los nuestros son o pueden ser veinte veces más potentes.
Es difícil encontrar alguien que reconozca igual de vehementemente cuando le perjudican a él o cuando le benefician.

 Y la verdad es que lo normal sería ser así, y de esa forma hacer realidad lo de lo que te dan por lo que te quitan, o mejor, las gallinas que s…

De Maldini a Lobo Carrasco and Cia.

Imagen
Este fin de semana ha sido apoteósico. Lo nunca visto.
Estamos hablando de fútbol, balompié como dicen otros o furbo como espeta el Presidente de la Federación.
Una, la confusión entre el patadón palante, vamos lo que hacíamos en el patio del colegio con la pelota de papel, y la otra, la de un deporte llevado a su máxima excelencia, y con la que los noventa minutos se convierten en la hora y media más corta del fin de semana. Es decir, fútbol de verdad.
El sábado, no me podía creer lo que veían mis ojos. El equipo más caro del mundo deambulando por el césped del Sadar, jugando a peor nivel que su rival que es el último de la clasificación por méritos propios.
Me preguntaba, como futbolistas que se supone que tienen calidad, pueden tirarse todo el partido sin pegar dos pases seguidos entre ellos y además no ser capaces de tirar ni una sola vez a puerta con verdadero peligro.
Vi el partido a trozos, por aburrimiento, ya que se me cerraban los ojos de vez en cuando y me costó llegar despiert…

Ya son muchas veces....

Imagen
Hoy han vuelto a hacerlo. Y van muchas ya, demasiadas.
Me han vuelto a decir que estoy viejo, muy viejo. Una falta de educación por parte de mi ¿amigo?.
Bueno, la verdad es que no era un amigo. Mis amigos, pocos, la verdad, no me dirían nunca eso.
Son personas que no he visto en algún tiempo y cuando me ven, lo primero que dicen es la frasecita de los huevos. Yo desde luego, aunque piense lo mismo de él o de ella, no puedo soltarlo, así sin anestesia, será cosa de la educación adquirida, que por mi parte fue mucha y de calidad.
Y aunque la cosa es más verdad que mentira, pues que quieres que te diga, me sienta como una patada en las partes nobles y cada vez menos activas de mi cuerpo, que me lo echen en cara, más que nada porque no hace falta recordarte a cada minuto tu situación penosa en ese aspecto.
Si a eso le unimos que con la vejez viene unida la decadencia física y la posibilidad de ponerte malito en cualquier momento y tener que pasar así mucho tiempo, pues eso, que no me gusta te…

Leo, Leo, Leo, Leo,..............

Imagen
Mira que se le han dado vueltas al temita del Balón de Oro, muchas más que cualquier otro año. Este año tocaba la vejación a todo aquel que hablara de este premio en tono admirativo  ya que la palabra de su Dios ya había anunciado que tampoco era para tanto el premio, que nadie se iba a morir por que no se lo diesen.

Efectivamente, no se lo dieron. 

Se lo dieron, como era de suponer, y sin ningún genero de dudas, al mejor, y ese no era otro que D. Lionel Andrés Messi.

Y es que el argentino, que aguanta tiros y carretas sin inmutarse, no da ni un resquicio  para que alguien con dos dedos de frente ponga en duda que no hay nadie en el mundo, que por ahora, ni tan siquiera ose acercarse a él.

Se puede, en un último y desesperado intento, rehusar como capitán de tu selección a dejarle a un compañero de tu equipo para que te dé los votos a ti,  pero es que la diferencia entre uno y otro no es de cinco puntos, lo que convierte el truquito en fuegos de artificio.

Es que es tan abusiva la diferenc…